The Decameron (1971)

Hay varias razones por las que me gusto tanto The Decameron, una película que, en retrospectiva, se siente como una noche entera de varios tipos de sueños. En primer lugar, existe una gran variedad de rostros y personajes en esas historias y episodios que son cómicos y trágicos. Me encantaron especialmente los episodios con los tres hermanos y la hermana, el de los dos “ruiseñores” en la azotea, la trama lateral con Franco Citti y, por supuesto, el papel autoirónico que interpreta el propio Pasolini. Me gusta la atmósfera alegre y sensual que envuelve a los personajes y finalmente, me gusta cómo la película se ríe de la vida y la sexualidad y, con frecuencia, se encuentra con la muerte.

Lascia un commento

Il tuo indirizzo email non sarà pubblicato.

Questo sito usa Akismet per ridurre lo spam. Scopri come i tuoi dati vengono elaborati.